SparkyLinux 5.x (basada en debian ) de 32bits , pero esta vez con el entorno mate . ¡Allá vamos!

1

 

2

 

3

 


1.- Apariencia: 6. Bueno, de entrada no queda muy bonito la verdad, pero no desagrada. Todo está ahí, más o menos donde siempre solemos buscarlo, y el menú principal de Mate siempre da la sensación de estar muy completo y ser eficaz. El fondo de pantalla decididamente no ayuda, y uno hubiese preferido algo más colorido, que realce un poco el tono del DE. Es lo que hay.


2.- Consumo: 6, un poco justo, la verdad. La distro sola se lleva casi 400 MB de RAM al inicio, un poco (demasiado) alto para una distro de 32 bits, pero aún así, la fluidez no se ve comprometida, y en un equipo modesto la experiencia es bastante satisfactoria, según mi experiencia. Con el navegador adecuado (yo elegí en la instalación Chromium, aunque se pueden elegir muchos otros) y con las dos pestañas abiertas de rigor, el consumo se mantuvo estable cerca de los 600 MB. Vamos a ser buenos y vamos a ponerle un 7 hasta acá.

 

4

 

5

3.- Centros de software y gestor de paquetes: 8. Acá no contamos con tienda de software alguna, pero además de incluir Synaptic, la distro cuenta con un centro de control de paquetes propio que se llama ApTus, que permite realizar una amplia gama de tareas, entre las que se incluye editar las fuentes de software, añadir y borrar paquetes, reparar paquetes, etc., que realmente está muy completo y sencillo de manejar. No es lindo, no es atractivo, pero Instalar una app es tan simple como dirigirse a la categoría adecuada, seleccionar el paquete a instalar y listo. En cuestión de clics tenemos nuestra app instalada. A mí me basta, aunque entiendo que para algunos no sea suficiente.

6

 

7

 

8

 

4.- Personalización: 6, es cierto que la distro de por sí no aporta nada nuevo para personalizar el escritorio, por lo que dicha tarea recae en el propio DE, que, dentro de todo y con un poco de imaginación, se puede dejar bastante elegante, lo que ya es suficiente. ¡Aprobado!

9

 

10

 

5.- Programas y oferta de actualizaciones: bueno... a ver... acá no puedo poner una nota definitoria, porque la verdad es que el sistema lo armé de base usando la ISO base del sistema, por lo que, aunque tuve la oportunidad de instalar las aplicaciones que yo hubiese querido, no lo hice y por tanto la distro vino pelada, sin suite ofimática, ni visor de PDF ni nada... pero ésto no es culpa de la distro. Por otro lado, al estar basada en la rama estable de Debian, tenemos garantizada una gran disponibilidad de programas en sus versiones más estables sino las más nuevas. Así que haciendo un promedio, voy a dejar la nota de este apartado en un 7 que puede ser un 8 también...

 

En fin... SparkyLinux ya se ganó un lugarcito en mi corazón, así que siempre que puedo la recomiendo, independientemente del DE que se elija, y del nivel de experiencia del usuario, aunque es mejor contar con alguna habilidad previa. La distro asegura desde un repositorio propio la estabilidad y la disponibilidad de algunos (pocos) paquetes que no se encuentran en los repos oficiales de Debian. Por otro lado, también es recomendable para aquellos usuarios avanzados que quieren armar su distro desde cero, poniendo especial interés en qué aplicaciones va a instalar. Recomendada un 100 %.

 

Fuente: https://t.me/minireviews

Descarga:https://sparkylinux.org/